SADER-Jalisco busca la certificación de unidades productivas

Con una tarea coordinada entre autoridades, productores, académicos y firmas certificadoras se reforzará una agenda puntual para que diversos giros agroindustriales tengan acceso a recursos internacionales del esquema de los bonos de  carbono; y así se consoliden las actividades productivas en forma responsable con el medio ambiente.

Así lo expresó el director de Cadenas Productivas y Sustentabilidad de la SADER Jalisco, Carlos Jiménez Garma, quien precisó que las metas inmediatas supondrán la certificación de las empresas interesadas, para que éstas cumplan los requisitos de acceso al financiamiento del llamado mercado de carbono.

Resaltó que la intención es que el liderazgo de Jalisco en la producción agroalimentaria, se convierta también en un liderazgo ambiental para que las actividades productivas se realicen en un cauce de respeto al medio ambiente.

“Lo que sigue en términos de poder accesar al mercado de carbono, es precisamente poder organizarnos con las diferentes empresas que están interesadas y de alguna forma poder transitar o poder generar esa ruta de trabajo que nos permita llegar a la certificación de la empresa”, advirtió.

El funcionario destacó que la certificación de las unidades productivas supondrá demostrar ante las firmas  certificadoras los llamados MDL (Mecanismos de Desarrollo Limpio), de modo que se avale que sus procesos de producción van en los lineamientos exigibles para cumplir diversas variables: control de emisiones a la atmósfera, tratamiento de aguas residuales, uso de energía limpia, generación de energía renovable, promoción de ganadería silvopastoril, evitar la desforestación, entre otras.

Mencionó que afortunadamente en el campo y la agroindustria jaliscienses ya se tienen avances destacados en varios sectores, como agricultura, ganadería bovina, porcicultura y avicultura, en los que se han dado pasos muy  valiosos, y que pueden hacerse valer para lograr la certificación para el acceso a los bonos de carbono.

Jiménez Garma indicó que por lo menos tres programas del ejercicio 2020 de la SADER-Jalisco, ponen el acento en el enfoque sustentable de las acciones, en las que se invierten recursos públicos en combinación con las aportaciones de los solicitantes: Modernización de Granjas Porcícolas, Conservación de Recursos Naturales y el de Producción Agropecuaria Sustentable.

En este contexto, detalló que se tuvo un curso sobre los bonos de carbono a fin de socializar los aspectos relevantes sobre este tópico. También destacó que se tiene la asesoría de la firma Resilio Desarrollo de la doctora Tanya Muller García.

En este propósito, la SADER Jalisco mantiene colaboración estrecha con la Secretaría del Medio Ambiente y Desarrollo Territorial (Semadet), entre otras instancias oficiales.

EL DATO

El mercado de bonos de carbono está vigente desde 2005 y es resultado de conclusiones de la Cumbre de Kioto de 1997.  

El llamado Protocolo de Kioto establece, por primera vez, objetivos de reducción de emisiones netas de gases de efecto invernadero para los principales países desarrollados y economías en transición, con un calendario de cumplimiento.

Países de gran capital ponen una bolsa de recursos para apoyo de acciones de desarrollo sustentable. 

La legalidad, veracidad y calidad de la información es estricta responsabilidad de la dependencia, entidad o empresa productiva del Estado que la proporcionó en virtud de sus atribuciones y/o facultades normativas.
Autor: nathalia.gutierrez / Fecha de actualización: Jueves, Julio 23, 2020 - 21:18